El boceto, a mano alzada, es la herramienta básica de expresión gráficaDesde que apareció el primer currículo de una materia de educación tecnológica en la enseñanza secundaria española, a mediados de los años 80, hasta hoy, ha figurado entre sus objetivos el desarrollo de la capacidad de expresar las ideas durante el proceso de diseño de soluciones.

Sin embargo la experiencia acumulada durante todos estos años muestra que, por una desafortunada conjunción de factores y desaciertos, este objetivo no parece alcanzarse en un grado suficiente. En la práctica, los esfuerzos para desarrollar las capacidades expresivas se han limitado a una introducción somera y apresurada al dibujo técnico normalizado.

 

El modo en que están redactados los objetivos es intencionadamente abierto y escasamente determinado, aunque bastante homogéneo. Dicen, por ejemplo, los sucesivos decretos y órdenes que establecen los objetivos del currículo:

Expresar y comunicar las ideas y decisiones adoptadas en el transcurso de proyectos tecnológicos sencillos, así como explorar su viabilidad y alcance, utilizando los recursos gráficos, la simbología y el vocabulario adecuados” LOGSE (1990)

Expresar y comunicar ideas y soluciones técnicas y explorar su viabilidad, empleando los recursos adecuados” LOCE (2002)

Expresar y comunicar ideas y soluciones técnicas, así como explorar su viabilidad y alcance utilizando los medios tecnológicos, recursos gráficos, la simbología y el vocabulario adecuados” LOE (2006)

La idea que subyace a todas estas redacciones es la intención de desarrollar en los alumnos la capacidad de expresar sus ideas, las ideas que se les ocurren durante el proceso de resolución de un problema, de la forma más apropiada. Queremos que sean capaces de transmitir a otras personas las soluciones que han concebido y hacerlo en términos correctos, con un vocabulario adecuado y utilizando los recursos idóneos. También pretendemos que sean capaces de explorar si sus ideas son factibles en la práctica y explorar sus efectos y consecuencias.

El escaso desarrollo de la capacidad de expresarse gráficamente es ciertamente frustrante: a los 16 años siguen pintando de forma inmadura, con trazos inseguros. No es justo compararlo con su capacidad de expresión verbal que es mucho más potente y ha sido sistemáticamente desarrollada. De hecho, prefieren expresar sus ideas verbalmente, acompañándose de gestos con las manos. Pero está muy lejos de las intenciones declaradas en los currículos oficiales.

¿Cuáles son los recursos adecuados para expresar una idea y explorar si su realización es viable? A veces un boceto, trazado a lápiz con mano resuelta sobre una hoja de papel, es lo mejor para expresar una idea y discutirla. Pero otras veces sería necesario un dibujo preciso, hecho a escala, para comprobar cómo encajan las distintas piezas que componen el objeto y detectar posibles problemas con antelación. Un modelo o maqueta, hecha con cartón plegado, podría ser un buen modo de explorar las formas de un objeto imaginado y sus propiedades espaciales. Un diagrama siempre es un modo claro de representar los distintos pasos y acciones de un proceso.

¿Cómo desarrollar sus capacidades de expresión gráfica? ¿Qué utilidad tienen en la enseñanza de la resolución metódica de problemas en el contexto escolar, por poner algunos ejemplos, la normas de acotación de un plano, el ejercicio de los trazados y las construcciones geométricas, la transferencia entre una proyección axonométrica cualquiera y sus proyecciones, la resolución de problemas de vistas complicadas en diédrico? ¿Es más útil la representación de objetos o la esquematización de instalaciones? ¿Es necesario aprender a representar un proceso mediante un diagrama o es una habilidad de la que podemos prescindir? La enseñanza de la representación normalizada se lleva mucho tiempo, tiempo que no tenemos y no podemos detraer del bloque fundamental: enfrentarse a un problema y tratar de resolverlo de un modo ordenado y metódico con recursos materiales.

Sólo tengo preguntas. Sé que dedicamos mucho esfuerzo a enseñar la representación objetiva de objetos sólidos y que, a cambio, no obtenemos avances significativos en sus capacidades expresivas. ¿Encontraremos ayudas poderosas en las herramientas informáticas? Desde luego, las habilidades necesarias para expresar y explorar gráficamente una idea deben ser enseñadas y ejercitadas. No nacen de la nada y su enseñanza requiere tiempo.

El profesor de Tecnología debe crear situaciones en las que sus alumnos se vean en la necesidad de expresarse e interpretar las ideas de otros. Y mostrarles cómo pueden utilizarse diversos recursos gráficos. Y todo ello requiere tiempo y una acción docente intencionadamente dirigida a ese fin.

About these ads